Catecismo

TEMA 7º

EL MISTERIO PASCUAL EN LOS SACRAMENTOS DE LA IGLESIA

(N. 1113-1130. Resúmenes 1131-1134)

1. Sacramentos de Cristo.

2. Sacramentos de la Iglesia.

3. Sacramentos de la fe.

4. Sacramentos de la salvación

5. Sacramentos de la vida eterna.

Sacramentos de Cristo

"Toda la vida litúrgica de la Iglesia gira en torno al Sacrificio eucarístico y los sacramentos".

Hay en la Iglesia siete Sacramentos:

- Bautismo

- Confirmación o Crismación

- Eucaristía

- Penitencia

- Unción de los enfermos

- Orden sacerdotal

- Matrimonio

Todos estos Sacramentos fueron instituidos por nuestro Señor Jesucristo. Los misterios de la vida de Cristo, sus palabras y acciones, son los fundamentos de lo que, en adelante, Cristo mismo a través de sus ministros realizará en los Sacramentos.

Sacramentos de la Iglesia

La Iglesia, conducida por el Espíritu, reconoció poco a poco este tesoro recibido de Cristo y ha precisado "que entre sus celebraciones litúrgicas hay siete que son, en el sentido propio del término, Sacramentos instituidos por el Señor",

Los Sacramentos son de la Iglesia en un doble sentido:

- "Por ella": La acción de Cristo se realiza en la Iglesia.

- "Para ella": Edifican la Iglesia

"La Iglesia actúa en los Sacramentos como «comunidad sacerdotal», «orgánicamente estructurada»" gracias al Bautismo y la Confirmación y al Sacramel1to del Orden.

"El ministerio ordenado o sacerdocio ministerial está al servicio del Sacerdocio bautismal. Garantiza que, en los Sacramentos, sea Cristo quien actúa por el Espíritu Santo en favor de la Iglesia". El ministro ordenado, como los Apóstoles, actúan en nombre y en la persona de Jesús.

Bautismo, Confirmación y Orden Sacerdotal confieren un carácter sacramental o «sello» por el cual el cristiano participa del Sacerdocio de Cristo. Esta configuración con Cristo es "indeleble; permanece para siempre en el cristiano como disposición positiva para la gracia, como promesa y garantía de la protección divina y como vocación al culto divino y al servicio de la Iglesia. Por tanto, estos tres sacramentos no pueden ser reiterados".

Sacramentos de la fe

Cristo envió a sus Apóstoles a predicar la conversión para el perdón de los pecados y a bautizar a todas las gentes. "La misión sacramental, está implicada en la misión de evangelizar, porque el Sacramento es preparado por la Palabra de Dios y por la fe que es consentimiento a esta Palabra".

"Los sacramentos están ordenados a la santificación de los hombres, a la edificación del Cuerpo de Cristo y, en definitiva, a dar culto a Dios, pero, como signos, también tienen un fin instructivo. N o sólo suponen la fe, también la fortalecen, la alimentan y la expresan con palabras y acciones; por eso se llaman sacramentos de la fe" (S.C. n. 59)

"La fe de la Iglesia es anterior a la fe del fiel, el cual es invitado- a adherirse a ella". Cuando la Iglesia celebra los sacramentos está expresando su fe: "Lex orandi, lex credendi"; la ley de la oración es la ley de la fe. "La Iglesia cree como ora. La liturgia es un elemento constitutivo de la Tradición Santa y viva".

Por esta razón la comunidad o el ministro no pueden manipular o modificar algún rito sacramental. "Incluso la autoridad suprema de la Iglesia no puede cambiar la liturgia a su arbitrio, sino solamente en virtud del servicio de la fe y en el respeto religioso al misterio de la liturgia".

Sacramentos de la salvación

"Celebrados dignamente en la fe, los sacramentos confieren la gracia que significan. Son eficaces porque en ellos actúa Cristo mismo; El es quien bautiza, El quien actúa en sus sacramentos con el fin de comunicar la gracia que el Sacramento significa".

Los sacramentos obran "ex opere operato"; es decir "por el hecho mismo de que la acción es realizada", "en virtud de la obra salvífica de Cristo, realizada de una vez por todas".

"Siempre que un Sacramento es celebrado conforme a la intención de la Iglesia, el poder de Cristo y de su Espíritu actúa en él y por él, independientemente de la santidad personal del ministro. Sin embargo, los frutos de los sacramentos dependen también de las disposiciones del que los recibe".

"La Iglesia afirma que para los creyentes los sacramentos de la Nueva Alianza son necesarios para la salvación".

Sacramentos de la vida eterna

"En los sacramentos de Cristo, la Iglesia recibe ya las arras de su herencia, participa ya en la vida eterna". En la liturgia deseamos comer la Pascua con Cristo en el Reino de Dios.

RESUMEN:

1. Los sacramentos son signos eficaces de la gracia, instituidos por Cristo y confiados a la Iglesia. Dan fruto en quienes los reciben con las disposiciones requeridas.

2. La Iglesia celebra los sacramentos como comunidad sacerdotal estructurada por el sacerdocio bautismal y el de los ministros ordenados.

3. Los sacramentos fortalecen y expresan la fe.

4. El fruto de la vida sacramental es a la vez:

- Personal: Para todo fiel es la vida para Dios en Cristo Jesús.

- Eclesial: Para la Iglesia es crecimiento en la caridad y en su misión de testimonio.

Catecismo